Parque Nacional de Timanfaya

Parque Nacional de Timanfaya

Extendiéndose sobre el sur de Lanzarote como un desgarrador y cautivante mar de lava, el Parque Nacional de Timanfaya cuenta con una extensión de cerca de 50 kilómetros cuadrados sobre los que se extienden más de 100 volcanes.

Conocido como las Montañas del Fuego, el corazón del Parque Nacional de Timanfaya es un desgarrador mar de lava repleto de volcanes dormidos sobre el que los visitantes pueden descubrir de cerca el asombroso mundo de los volcanes.

Las Montañas del Fuego son el violento testimonio de las erupciones volcánicas que tuvieron lugar en Lanzarote entre los años 1730 y 1736, un periodo sin tregua que daría paso a uno de los paisajes más especiales de la isla.

Allí descansan pacíficamente los cráteres como si nunca hubieran roto un plato, mientras a su alrededor aún se contemplan las abruptas formaciones que se crearon de forma virulenta para decorar la isla con tonos ocre mientras dibujaban un paisaje desolador a su paso.

Qué ver en el Parque Nacional de Timanfaya

Islote de Hilario

La zona conocida como el Islote de Hilario es la elegida para realizar las demostraciones que permiten comprobar la inmensa energía calorífica que se oculta bajo la superficie de la tierra.

Durante las demostraciones es posible ver cómo al verter agua sobre unas aberturas realizadas en la tierra se se convierte en un potente chorro de vapor, además de contemplar lo sencillo que resulta encender un fuego con el calor del volcán (600 grados de temperatura) sin apenas proponérselo.

Ruta de los Volcanes

Subiendo a bordo de uno de los autobuses del parque nacional podréis descubrir una de las partes preferidas por los visitantes, la Ruta de los Volcanes. A lo largo de este recorrido de 13 kilómetros es posible adentrarse en las entrañas de las montañas mientras se descubre la historia y las sorprendentes características de la zona.

Restaurante El Diablo

Con una ubicación inmejorable sobre la cima de la montaña conocida como el Islote de Ilario, el restaurante El Diablo fue diseñado por César Manrique para convertirse en una de sus emblemáticas obras, además de ofrecer comida tradicional canaria con un toque especial.

El detalle más llamativo del restaurante es su enorme parrilla de hierro fundido colocada sobre un agujero conectado con las entrañas de la tierra. El comedor del restaurante está enmarcado por una gran cristalera que ofrece las mejores vistas del impresionante paisaje de las Montañas de Fuego, el escenario ideal para degustar las carnes y pescados preparados al calor del volcán.

Una visita imprescindible

Lanzarote es tierra de volcanes y no existe mejor forma de descubrir su pasado para conocer su presente, que hacerlo a través de las imponentes Montañas de Fuego. El Parque Nacional de Timanfaya recibe cada año más de un millón y medio de visitantes que lo recorren en medio del asombro provocado ante la visión de un paisaje tan único como inolvidable.

Junto al parque encontraréis el Echadero de los Camellos, una zona muy popular en la que podréis disfrutar de un paseo de 25 minutos a lomos de un auténtico camello lanzaroteño para disfrutar de la majestuosidad del paisaje. Podéis reservar vuestro paseo en camello en este enlace:

Cómo llegar al Parque Nacional de Timanfaya

Las únicas formas de llegar al Parque Nacional de Timanfaya son en coche o bien reservando una excursión. Si os desplazáis en coche podréis dejarlo en el aparcamiento del Islote de Ilario, junto al restaurante y los principales lugares que se pueden visitar en el parque. El resto del parque se recorre a bordo de un autobús que se coge en esta misma zona.

Es importante tener en cuenta que dependiendo del horario en el que vayáis, podéis encontrar una cola bastante grande para poder acceder.

Excursión al Parque Nacional de Timanfaya

Si no tenéis pensado alquilar un coche en Lanzarote o si lo tenéis pero preferís no complicaros y reservar una excursión, podéis hacerlo a través de la web en este enlace:

Horario

Todos los días de 10:00 a 17:45 horas (durante los meses de verano abre a las 9:00).

Precio

Adultos: 12 (14,20 US$)
Niños entre 7 y 12 años: 6 (7,10 US$)
Menores de 6 años: entrada gratuita.
Al comprar la entrada combinada con los Jameos del Agua, el Mirador del Río, la Cueva de los Verdes o el Jardín de Cactus se obtiene un importante descuento.

Excursión por Timanfaya y los Jameos del Agua 49